El 2024 inició con la llegada de la primera versión de Mickey Mouse al dominio público (Steamboat Willie de 1928).

Sin embargo, esto no significa que Disney perdió los derechos totales de su ratón tan simbólico. Cada nueva versión de Mickey es registrada y la cuenta regresiva vuelve a iniciar con esa versión, por mas pequeño que nos parezca el cambio en su diseño o historia.

Y aun si, Disney ha peleado con capa y espada para permanecer ventajoso ante la ley. La compañía se esforzó para extender la protección de los derechos de autor por 20 años más, teniendo al final la Ley de Extensión de Derechos de Autor de 1998. Un logro que celebraron alegremente, pero saben que aun así su extensión no duraría para siempre, este temible día tenia que llegar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.